13 de diciembre de 2017
  • Gastronomia.com México
  • Gastronomia.com Perú
  • Gastronomia.com Colombia
  • Gastronomia.com Paraguay
  • Gastronomia.com Argentina
  • Gastronomia.com Ecuador
Síguenos en  
Suscríbete a nuestra Newsletter

9 de mayo de 2013
Valoración  (0)
«No puedes ir a Burgos y hacer mal un lechazo porque te crucifican»
Efrén Álvarez ha sido el quinto concursante expulsado de Másterchef. La decisión del jurado ha sorprendido y encendido las redes sociales que daban a este lucense de 24 años como uno de los claros favoritos en el programa de Rtve. En Gastronomía.com y en GastroRadio.com hablamos con él para que nos cuente qué tal la experiencia en el show de de cocina, aunque sabemos por su blog TheChefather , que la califica de alucinante.

¿Cómo ha sido ese paso por Másterchef?
Ha sido una experiencia muy bonita, con un montón de emociones que no te esperas y algo que seguramente no se volverá a repetir. Pero fue muchísimo más difícil de lo que me imaginaba, porque hay demasiadas cosas que no se ven en la tele. Aunque lo que sí se refleja muy bien son los dos, tres minutos que te dan para pensarte el plato, ir al supermercado y pensar los ingredientes. Uno puede estar en casa pensando «yo haría esto o esto otro», pero hasta que no te ves ahí y tienes que hacerlo no sabes lo que es.

Decíamos que las redes sociales están encendidas tras tu marcha. Muchos califican la decisión del jurado de injusta porque consideran que alguno de tus compañeros tenía peor trayectoria…
Ya he visto que tengo muchísimo apoyo en redes sociales y la verdad es que lo agradezco. En momentos complicados siempre viene bien una palmadita en la espalda, pero estoy de acuerdo con la decisión del jurado porque el día de la prueba de eliminación se juzga el plato. Y yo estoy 100% seguro de que mi plato no estaba a la altura. En otras circunstancias tal vez lo habría hecho mejor y haberme librado, pero ese día no fue así.

¿Habías hecho alguna vez pasta fresca? ¿O fue la presión de la prueba de eliminación?
Había hecho pasta fresca más veces, pero ésta se junto todo. Que fuera una prueba de eliminación yo creo que tuvo poco que ver, pesó más el hecho de basarme en un concepto erróneo. No se puede rellenar de pesto rojo un ravioli, o si se puede no desde luego como lo hice yo. Después todo se complicó y al final quedó el fiasco que vimos. Llegó un punto en el que vi que las cosas no salían o salían mal y ya no tenía ni tiempo ni forma de remediarlas. Luego sólo te queda resignarte y sacarle al plato lo que puedas para presentar algo.

Fue un programa durísimo porque la Croquembouche no os salió a ninguno y luego en Burgos con el cordero…
Sí, a mí la prueba de la Croquembouche me gustó mucho, a Másterchef vas a cumplir unos retos y en ese sentido fue motivadora. Si es cierto que al final no nos quedó a ninguno como nos tenía que quedar. Lo más complicado fue desmoldarla, porque todos conseguimos una torre más o menos alta, pero no tuvimos tiempo suficiente para que se enfriase el caramelo. Y con el cordero… sí, yo sabía que el cordero iba a ser el héroe. No puedes ir a Burgos y hacer mal un lechazo porque te crucifican y de hecho fue así. Los primeros platos que salieron, salieron crudos. Me tocó ir a la prueba de eliminación y aquí estoy.

¿Qué fue lo más duro de Másterchef?
No fue lo más duro, pero lo más complicado es hacer comida para mucha gente y que todos los platos tengan el estándar de calidad que te quieres fijar. Es lo más complicado de Másterchef y al final de cualquier cocina profesional, que todo salga bien y que todo salga igual.

¿Y un momento que te haya llenado especialmente?
Me llenó mucho que Pepe me dijera que le había gustado mucho el bogavante. Porque Pepe es muy duro y ha sido muy crítico con todos igual que conmigo y que te mire y que te diga, está muy rico, has logrado el equilibrio del bogavante y la lima te llega un montón y te vas muy contento a casa.

Desde que comenzó el programa hemos visto pasar a grandes de la cocina, ¿cuál fue la visita que más crees que te ha enriquecido?
Creo que sin duda ninguna la de Aduriz. Fue espectacular, tiene una filosofía que te empapa. Te vas a casa extasiado pensando en cómo se puede llegar a tener ese concepto de cosas tan pequeñas y a priori tan nimias. La verdad es que fue muy impactante. Y luego el día a día con Jordi y sus clases te hace darte cuenta de que es un fuera de serie en su campo.

Qué se respiraba más, ¿compañerismo o competición?
Un compañerismo acérrimo, todos nos ayudabamos. En la convivencia compartíamos conocimiento, cocinábamos juntos para mejorar los puntos débiles de unos y de otros. Ha sido en lo que más he disfrutado del concurso y es lo que ha hecho que mereciera la pena.

¿Cómo afrontas ahora la vuelta al mundo real? ¿Ya te paran por la calle?
Bueno, de momento me conocen poco. Madrid es muy grande, ya veremos lo que pasa en Lugo. Pensaba ir a final de mes, cuando termine mis exámenes. Pero ahora lo que quiero es centrarme en terminar la segunda carrera que estoy estudiando y a partir de ahí ver qué puedo sacar a nivel culinario y empresarial.

¿Seguirás persiguiendo el sueño de la cocina más allá de tu blog?
El blog por supuesto que lo voy a continuar, ya hice una publicación ayer y voy a intentar aumentar la periodicidad. A partir de ahí, si en algún momento tengo la oportunidad de juntar empresa y cocina y teniendo cualidades para uno y conocimientos para lo otro, creo que será un cóctel que funcionará.

Redacción Menús.es
y GastroRadio.com
IMAGEN: TheChefather
FacebookTwitterGoogle PlusLinkedin

Valora esta noticia 

 
Para comentar Iniciar sesión | Crear Cuenta

Comentarios

Top videos

EVENTOS
10 de octubre de 2017
(12)
Del 15 al 17 de septiembre se celebró en La Rural, Buenos Aires, FIBEGA, la Feria Iberoamericana de Gastronomía, que reunió a los destinos gastronómicos mundiales más relevantes, el II Congreso Iberoamericano de Gastronomía y el Encuentro Iberoamericano de Chefs. Países como Perú, México, Argentina, Uruguay, Brasil, Guatemala o País Vasco mostraron su riqueza y diversidad gastronómica; y representantes de diferentes sectores relacionados con la cocina como los chefs Germán Martitegui, Andoni Luis Aduriz o José del Castillo, ofrecieron showcookings y presentaciones. Un túnel del vino, en el que se ofrecieron catas y degustaciones de los vinos y bebidas más representativas y sorprendentes, y diferentes espacios de degustación y mercado. 3 jornadas de celebración de la cultura gastronómica de Iberoamérica que reunieron a más de 22.000 visitantes.